lunes, 14 de enero de 2013

Imponentes y maravillosas esculturas se encuentran en el Parque Cretácico

Seguramente varias personas aún disfrutan de sus vacaciones, por tanto en esta oportunidad les proponemos visitar el Parque Cretácico, un maravilloso lugar donde se une la naturaleza con la historia.

Este gran parque donde se encuentran imponentes y maravillosas esculturas de seres que hace miles de años habitaron el planeta, está ubicado a seis kilómetros del centro de la ciudad de Sucre y a pocos metros del yacimiento de huellas de dinosaurios.

Desde el 2006, los bolivianos contamos con este llamativo espacio donde se puede encontrar una treintena de réplicas de dinosaurios, y de esta forma inmiscuirse en el periodo Cretácico.

Una de las esculturas más grandes es la del tiranosaurio que mide 36 metros de largo y 18 metros de largo, cuando se aprecia a detalle esta figura uno puede darse cuenta que es una réplica perfecta del animal que hace millones de años se paseó en Sucre, dejando sus huellas en lo que hoy es el Cal Orck’o (cerro de cal), lugar que contiene más de 5.000 huellas de 294 especies de dinosaurios.

Además de poder apreciar estas hermosas réplicas también este parque te ofrece espacios recreativos llenos de vegetación con lagunas, puentes, pasarelas, luces artificiales, además del mirador de donde uno puede apreciar una superficie extensa de 5.000 metros cuadrados y en tres niveles de altura.

Durante la construcción del Parque Cretácico se conoce que intervinieron decenas de artistas y técnicos de Bolivia y del vecino país de Argentina, estos profesionales que dieron forma a estas grandiosas esculturas que permiten conocer a varias especies que habitaron el planeta en el periodo cretácico.